La apuesta de la Fundació Esportiva Grama (FEG) por la juventud y por la vinculación con la ciudad de Santa Coloma de Gramenet se cumple a rajatabla con el entrenador del Prebenjamín B F.E.Grama, Tomás González Martín.

Aún con 29 años (Santa Coloma,16-3-1984) a menos de un mes para cambiar de década, Tomás comenzó en el mundo del futbol como jugador con 5 años en Futbol 7 con el Amapolas en el campo que es hoy el Municipal de Can Zam (Lo que fue «el campo de rugby»).

«También jugué al futbol sala en el Santa Coloma y en La Unión!

«Después pasé al Santa Rosa en la categoría de Benjamines y ya en Alevín en la Grama, sobre el año 92-92. Luego, en el Unificación Llefià jugamos para subir a Preferente«, cuenta el entrenador de la Fundació Grama quien después disfrutó del otro deporte estrella de la ciudad, el futbol sala: «Jugué en el Santa Coloma y luego en La Unión hasta Juveniles y después colgué las botas. Tenía por entonces 18 años y colgué las botas», exclama Tomás. Su afición por el futbol sala continúa con su admiración por Sepe del Marfil Santa Coloma.

«Tengo un buen equipito con ganas de aprender»

En su primer año como entrenador la valoración del técnico de la Fundació Grama «es muy buena, estoy contento con los niños. Es un Prebenjamín de primer año, un buen equipito con ganas de aprender y esto ayuda». Tomás González sabe de la importancia en la formación deportiva desde bien pequeño: «Ayuda mucho que vengan todos de la Escuela FEG jugando juntos y esto es trabajo de Juan Cervantes«, afirma el entrenador de uno de los tres prebenjamines de la Fundació Grama, pues Cervantes es el responsable de los dos equipos de la Escuela, los más pequeños.

El Prebenjamín B FEGrama posa con el míster Tomás después del entreno en Santa Coloma
El Prebenjamín B FEGrama posa con el míster Tomás después del entreno en Santa Coloma

«Que vayan subiendo juntos es muy importante y cuesta menos» explica el técnico colomense quien cuenta con nada menos que 13 jóvenes jugadores, de los que «todos juegan siempre como mínimo un cuarto y si el partido es complicado alguno juega los 3/4. El que juega todo el partido es el portero pues solo tengo a uno, a Biel«, contesta Tomás quien afirma lo difícil que es encontrar niños que quieran defender la portería a pesar de la fama hoy día de grandes leyendas en activo como Casillas o Valdés.

Aquí os presentamos a cuatro jugadores entrenados por González: Cristian, nacido en 2007 y estudia en el Sagrat Cor y como explica su entrenador es «delantero de banda, corre mucho y marca goles». Cristian dice que lo que más le gusta del cole «es aprender y sumar y restar». Su madre que no se encuentra muy lejos asegura que son «las matemáticas» el fuerte de su hijo.

Tomás cuenta en total con cuatro delanteros como el siguiente jugador, LautaroLautaro Tizón también nació en 2007 y estudia en el Miguel de Unamuno y lo que más le gusta de jugar en la Fundació Grama «es meter goles y hacer amigos».

El turno de otro pequeño es Rubén, también de 2007 y estudiante del Miguel de Unamuno «es el nuevo Piqué«, asegura Tomás del menudo y simpático jugador. Su posición es la defensa y a Rubén le gusta porque «me gusta defender y quitarle el balón a los contrarios.

Pero el pichichi del Prebenjamín B FEGrama es Íker es hijo de Tomás y de su mujer, Judith Arriba, y juega en la Escuela A dirigida por Juan Martín. Es de los más pequeños pues es nacido en 2008 y estudia en el Joan Salvat Papasseit y lo que más le agrada es «marcar goles y hacer amigos con el equipo», cuenta el pequeño Íker. «Juega por la banda derecha, es rápido y pichichi: un maquinón» afirma su padre orgulloso. No es para menos. Ver jugar a Íker con el balón bien pegado a los pies así como a todos los demás jugadores es un placer verlos cada domingo en día de partido. Muy recomendable y vale la pena el madrugón para disfrutarlos los domingos a las 10 de la mañana.

Cristian, Lautaro, Rubén, e Íker más David Bailén posan tras la ducha en el Nou Municipal de Santa Coloma
Cristian, Lautaro, Rubén, e Íker más David Bailén posan tras la ducha en el Nou Municipal de Santa Coloma

De todos los jugadores del Prebenjamín B FEGrama se muestra muy contento su entrenador. «Lo más importante es saber colocarse en el terreno de juego y que si se sube luego hay que bajar a defender», explica Tomás. Estas primeras pero vitales nociones básicas de futbol las absorben desde la Escuela: «Los hábitos de su formación, los estiramientos o hacer caso al entrenador les costaría un poco más de no subir de la Escuela», repite Tomás dada la importancia de la formación desde bien pequeños. 

Porque Tomás sabe de futbol y conseguir que sus chicos den «toque de balón y no solo patada para arriba, el uno contra uno, partiditos sin portería o aprender a tocar la pelota». Y todos estos ejercicios parecen muy dificultosos para la asimilación en un pequeño pero es que a esta temprana edad Tomás les enseña incluso «el fuera de juego de Futbol 7«. Y los peques sorprenden con estos aprendizajes en cada partido.

El equipo completo del Prebenjamín B FEGrama
El equipo completo del Prebenjamín B FEGrama

En cuanto a su participación en la FEG, Tomás González asegura «que está muy bien y más comparado con el año pasado, un cambio espectacular, donde hemos pasado de nadie preocuparse de nada, donde el verde del campo era negro (por el caucho) al igual que pasaba con las instalaciones y los vestuarios». Además, confirma el buen hacer y compañerismo que inunda ahora el Nou Municipal como los coordinadores y entrenadors o «los trabajadores como Manolo y Albert que son buenos compañeros», indica Tomás.

«Te estamos esperando aquí en la Fundació Grama, David Martín»

Tomás se acuerda y mucho del presidente de la FEG, Antonio Morales: «Es un fenómeno, por como es y por la experiencia que tiene en llevar equipos de futbol. Gracias a él tenemos esto ahora y gracias a otro también a quien envío un saludo, David Martín Portugal, mío y de todos los prebenjamines y de toda la Fundació Grama pues lo estamos esperando aquí», apunta Tomás de un técnico de la calidad humana y profesional de David.

Valores que se infunden en la FEG como el respeto al rival

Tomás comparte como la mayoría de los colaboradores que conforman la FEG en los valores que aporta el deporte como el futbol: «El respeto del material deportivo, el respeto al árbitro, al contrario, darle la mano al rival tanto se pierda como se gane o nada de insultos ni mal comportamiento porque no es nuestra manera de trabajar».

Tan bien como sintetiza Tomás sobre lo que la Fundació Grama está aportando a los niños y jóvenes cree que «si no se hubiera hecho la FEG se hubieran perdido muchos futbolistas y de aquí en Santa Coloma se hubieran ido y no habría equipos para jugar y gracias a la FEG hay colomenses que se pueden formar aquí». Y gracias a personas como Tomás González se pueden cumplir sueños en entidades como la Fundació Esportiva Grama hacia la formación de futbolistas y futuros ciudadanos de pro. 

Imagen de un entreno del Prebenjamín B FEGrama con Tomás al fondo en el Nou Municipal
Imagen de un entreno del Prebenjamín B FEGrama con Tomás al fondo en el Nou Municipal

Text i fotos: Chema Carvajal @ChemaCarva

 

 

Por admin